17 junio, 2024
ROTATIVO DIGITAL

¿Empieza la Guerra Sucia?

A pocos días de haber arrancado la carrera por la silla presidencial de México, se han enfrascado en una serie de acusaciones tanto la candidata del Partido Acción Nacional, Josefina Vázquez Mota, como su homólogo Enrique Peña Nieto del Partido Revolucionario Institucional.

El PAN acusa a Enrique Peña Nieto de entregar obras inconclusas durante su gobierno en el estado de México de las 608 que se comprometió en plena campaña electoral; además, exigen los panistas el nombre de notarios públicos que dieron fe de dichas obras. Por su parte, el PRI acusa a Josefina Vázquez Mota de mentir respecto a los tres millones de pisos firmes que, según ella, entregó en su paso por la Secretaría de Desarrollo Social; cifras de priistas únicamente indican que fueron 385 mil pisos firmes. Hay un pasaje bíblico que bien podría ser digno de estos dimes y diretes que tiene enfrascado tanto al PRI como al PAN: “Hipócritas que mirad la paja en el ojo ajeno y no mirad la viga en el propio”, hagamos remembranza:

Tras la derrota del PRI en el año 2000, y el triunfo por primera vez de un partido de oposición (PAN), el ex presidente Vicente Fox prometió acabar con viejas prácticas priistas como el voto corporativo y el clientelismo, pero no fue así; por el contrario, los gobiernos panistas tanto el de Vicente Fox como el de Felipe Calderón lo han corregido y aumentado, cayendo en los vicios que tanto criticaron en campaña.

En plena campaña electoral, el hoy presidente de México Felipe Calderón prometió bajar las tarifas de la luz eléctrica y las gasolinas, pero tal cosa no ha sucedido. Por el contrario, mes con mes sube el precio de la gasolina y así será hasta el 2014, por tales medidas se disparó la inflación y encarecimiento de productos básicos.

La gente de Tula, Hidalgo, aún espera la refinería que prometió hace algunos años y ni siquiera hay indicios de para cuándo inicie la construcción. La gente exige que se respeten los derechos humanos y las garantías individuales de terceros en la lucha contra la delincuencia.

Los familiares de los niños fallecidos en la guardería ABC de Sonora claman justicia y que caigan los responsables; cosa que no ha sucedido.

Por su parte, al PRI se le recuerda en un pasado no muy lejano al ex gobernador de Puebla, Mario Marín, el abuso de poder e intimidación contra la periodista Lidia Cacho, quien exhibía en su libro “Los Demonios del Edén” al ex gobernador Mario Marín de proteger las redes de pornografía infantil y pederastia lideradas por Kamel Nacif en ese estado de la república mexicana. O al repudiado ex gobernador de Oaxaca, Ulises Ruiz, que sumió a Oaxaca en el estado más pobre y marginado del país, incapaz de destrabar un conflicto que se alargó por meses, de organizaciones sociales denominadas “Asociación Popular del Pueblo de Oaxaca (APPO)” el cual se creó a raíz del fallido intento de desalojo que implementó el ex gobernador Ulises Ruiz contra el magisterio que tenía tomado el centro de la ciudad de Oaxaca y que generó pérdidas millonarias para ese estado.

O la deuda estratosférica que dejó el ex gobernador de Coahuila, Humberto Moreira, y que no ha sido justificada, la cual, ante la presión, le costó la remoción de la presidencia nacional del PRI. Seguramente, conforme los días avancen de aquí hasta el primero de julio, día de las elecciones, seguiremos viendo más acusaciones y guerra sucia. Siéntase cómodo; esto apenas comienza…