22 febrero, 2024
ROTATIVO DIGITAL

Funcionarios del ayuntamiento de Pátzcuaro no presentan informes trimestrales

Regidores del Ayuntamiento patzcuarense se quejaron de que los directores del gobierno local no presentan informes trimestrales de sus respectivas actividades tal y como lo establece la Ley Orgánica Municipal.

En sesión de Cabildo, varios regidores dieron a conocer que los diferentes directores municipales no han cumplido con informar sobre las acciones que vienen desarrollando en su ámbito de competencia, lo cual ha dificultado el trabajo en equipo del gobierno municipal.

“A pesar de que les hemos pedido por escrito los informes trimestrales, que por ley están obligados a presentar, no lo han hecho”, aseguraron.

Por ello, se acordó en la sesión de Cabildo comenzar a realizar “extrañamientos” respecto de esta irregularidad en que están incurriendo los referidos funcionarios municipales.

Por otro lado, los regidores Crescenciano Luquín y Apolonio Flores llevaron a la sesión edilicia la queja de los costos “desmesurados” que se cobran en el hospital general Gabriel García en perjuicio de la ciudadanía patzcuarense.

Sobre este punto, la alcaldesa Salma Karrum Cervantes reconoció que son “exagerados” los cobros que hace dicho hospital por los diferentes servicios que presta, aunque indicó que este centro de salud no recibe ningún tipo de subsidio para poder operar.

Por su parte, el síndico municipal Jorge Pita afirmó que el sindicato de trabajadores prácticamente mantiene como rehén al hospital; la organización sindical “está fuerte y es quien quita y pone”, dijo.

Cabe mencionar que tanto la alcaldesa como el síndico pertenecen al comité directivo de la asociación civil que maneja al hospital, según ellos como mismos lo informaron en la sesión de Cabildo; “esta asociación está inconforme con las tarifas que se cobran”, apuntó Jorge Pita.

Ante ello, se tomó el acuerdo de “clarificar la situación jurídica bajo la cual opera el hospital”, tomando en cuenta que éste funciona en un edificio público.

Asimismo, se acordó pedirle a la asociación civil, como máxima autoridad del nosocomio, que explique las condiciones bajo las cuales trabaja el mismo, y así el ayuntamiento tome cartas en el asunto.