17 junio, 2024
ROTATIVO DIGITAL

Don Lalo de Régule$$$ y su intenso amor a la patria…

TACÁMBARO, Mich. 11 de abril del 2012.- “Siempre me enseñaron los valores de la disciplina y de un intenso amor a mi patria chica”, dijo a este medio el general Eduardo Dávalos Hernández, secretario de Turismo en el gobierno del abogado Octavio Aburto Inclán.

Corriendo de aquí para allá en el emotivo homenaje a la fuerzas republicanas que derrotaron al poderoso regimiento belga en 1865, el secretario de Turismo Municipal recalcó que es un honor para él servir como funcionario en el ayuntamiento de su amigo Octavio Aburto Inclán, donde, puntualizó, “también tengo la oportunidad de vender algunas cositas de mi negocio El Marinero, facturando a la presidencia diversos aditamentos para los equipos de cómputo del ayuntamiento”. Sumamente entusiasmado con la idea de que Tacámbaro se vuelva un Pueblo Mágico, la cual es compartida por diversos sectores de la sociedad, el general Don Lalo Dávalos comentó a este medio informativo que, para complementar las necesidades de su querido ayuntamiento, también ofrece suculentos manjares a bajo costo en su negocio de El Mirador, subrayando que, mientras otros restaurantes no ofrezcan lo que él ofrece, pues a vender a todo vapor y facturar al ayuntamiento, que el mundo se va a acabar.

Mientras el pueblo de Tacámbaro le aplaudía su gracia de cerrar diversos accesos para el emotivo desfile y carrera de bicicletas por todas las calles de la ciudad, esquivando a diestra y siniestra a los ciudadanos que se atrevían a cruzar las banquetas, el general Eduardo Dávalos comentó al reportero que, ante la falta de disciplina que detectaron en el ayuntamiento local, “es conveniente que los funcionarios, empleados y el mismo pueblo, asuman una actitud más acorde a los festejos patrios que vivimos, conviviendo con alegría, pero, al mismo tiempo, con rigor marcial”, mientras recibía los cariñosos aplausos del presidente Octavio Aburto Inclán y comitiva.