Home Política La que suscribe Ciudadana María Delia Belmán Ramírez. Al pueblo de Tacámbaro

La que suscribe Ciudadana María Delia Belmán Ramírez. Al pueblo de Tacámbaro

E-mail Imprimir PDF

He tenido la oportunidad de mostrarme firme cuando de defender mis ideales se ha tratado, porque vivo convencida que son estos los que nos diferencian y al mismo tiempo nos definen como ciudadanos y seres humanos. He dedicado honrosamente toda mi vida ciudadana a velar por los ideales de este Partido, el Revolucionario Institucional, que entre sus principios y estatutos defiende las causas fundamentales de la idiosincrasia del mundo contemporáneo, como son la libertad, la igualdad, la educación, la democracia y la justicia social.

Como es del conocimiento público, tomé la decisión de participar en el proceso de selección que determinaría quién sería el candidato o candidata por el Partido Revolucionario Institucional a la Presidencia de nuestro Municipio, consciente de que frente a mí estaba uno de los retos más difíciles y demandantes a los que me había enfrentado hasta el día de hoy, un reto que demostró, más allá de ser difícil, tener abismos que ni siquiera el más hábil podría cruzar, pues cuando los métodos y las formas se pierden y corrompen, se podría decir que se pierde el sentido mismo al hecho de tomar acción, sin embargo y citando las palabras de José Luis Sampedro, creo que “las batallas hay que darlas independientemente de su resultado”, porque como menciona él, “debe preservar el deber frente a la conveniencia y la ética frente al interés económico “.

Mi deber sigue siendo con mi pueblo, un pueblo con el que estaré en deuda y al que invito de manera activa a que se represente a sí mismo, que siempre vele por el interés colectivo por encima del personal, a que se eduque en materia y que tome sus propias decisiones como debe de ser siempre, basado en un pensamiento verdaderamente crítico y reflexivo.

Yo, por mi parte haré lo propio y continuaré defendiendo esos ideales, buscando que se cumpla con el interés colectivo y seguiré entregándome a esas causas sociales.

Quiero aprovechar para demostrar y hacer saber mi gratitud a todas las personas que han depositado su confianza en estos ideales y dejarles claro que su apoyo no fue en vano, que la batalla se dio hasta donde se nos permitió, y de la única forma que durante toda mi vida ha sido posible, ¡CON TODO EL CORAZÓN, CONCIENCIA, ESPÍRITU Y LIBERTAD!

Gracias gracias gracias                                 

 

Bendiciones para todos.

 

 

 

 

 

 
   
 
   
 

   
 
Banner
   
 

Aleatorio

Las familias disfuncionales incuban problemas psicológicos como el llamado autosabotaje definido como "hacer, inconscientemente, cosas que nos impiden lograr lo que deseamos. Pensamos que no nos merecemos tener éxito, por lo tanto, nuestro inconsciente hace lo necesario para afirmar ese resultado".

 

Leer más...